como los monos de gibraltar

viernes, 30 de octubre de 2009

Killed by Pegamin 0: Naturaleza Pegamín: Taylor Mitchell y los coyotes

Taylor Mitchell era una alegre chiquilla de 19 años, cantante folk emergente, enamorada de la naturaleza. Y, en un cruel giro del destino, pasará a la historia como la primera persona del mundo devorada por los coyotes, algo que tiene anonadados a los biólogos. Una teoría es que cometió el error de cantar en pleno bosque, atrayendo la furia de las feroces bestias. Desde aquí le rendimos un sentido homenaje a la estrella pop en ciernes víctima de la despiadada naturaleza que tanto amaba.

Taylor en su amado bosquecillo

Aquí podrán escuchar la canción que posiblemente fue el detonante del injustificado ataque de las fieras...

http://www.youtube.com/watch?v=5LqW3DzkDeY

Aquí un enlace a su, quizá profético, Myspace, donde vemos a Taylor inmersa en la naturaleza con su instrumento.

http://www.myspace.com/taylormitchellband
El culpable

No te olvidaremos, Taylor.

8 comentarios:

Macarrismo dijo...

Lei la noticia ayer y todavia me pregunto como coño puedes ser devorado por un animal del tamaño de un zorro

1977 dijo...

Esto es una filfa como la del niño y el globo.

Sergio Martino dijo...

las jipis estas es que son muy de bosque y se lavan poco

Don Julito dijo...

No dice la noticia si antes de devorarla la cubrieron?

Anónimo dijo...

parienta de grizzly man, seguro, menudo karma...

Superwoobinda dijo...

Oigan que una mala talegada de un perro no la querrían ustedes. Que hay perros de campo muy cabrones, que mucho lamechcochi de ciudad y gato de solterona, pero me gustaría verles a ustedes intentando evitar que se papee la pantorrilla de una folkie con la que intentaban fornifolle rural...

PacoclavelbarraDivine dijo...

Qué hay mejor que trasformarse en mantillo vía digestiva, mejor que ser ceniza esparcida al viento... Aunque la pobre lo tuvo que pasar mal.
Aunque suena un poco a fake..

Haciendo Amig@s dijo...

Yo voto por un werecoyote libidinoso. Algo estilo "En compañía de lo lobos" pero con otro cánido.