como los monos de gibraltar

jueves, 29 de julio de 2010

Primer Certamen de Pegamines Anónimos

Si te tengo que decir que pulses en la imagen para verla más grande, no te molestes en participar

Pachanga pegamin



bonus track; http://www.youtube.com/watch?v=1popwWI546I

miércoles, 28 de julio de 2010

Mi compañera de oficina

Mi compañera de oficina es una joven rubia cuya única finalidad es molestarme. Mirándola dudo si es una pequeña prueba que me manda Dios o un retorcido psicotécnico de largo alcance de mi empresa. En ambos casos, un ser lanzado desde instancias superiores con aviesa finalidad.

Para llevar a cabo su objetivo, esta horrible persona se vale de dos poderosas armas:
a) Su presencia, que afecta a mi vista
b) Su voz, que afecta a mi oído

¿Y cómo es ella?
Su aspecto per se no me molesta; es una chica rellenita, de grandes pechos y en general una apariencia tipo Muñeca Pepona. No es mi tipo pero eso tampoco la hace merecedora de la intensa repugnancia que me provoca.
Las cadenitas de oro de la Virgen de los Dolores, San Torcuato y er Cristo de lah Caenas en caída libre sobre su escote, reconozco que ya me ponen un poco más a la defensiva.
Su manía de tocarse la naricita, explorándola sin descanso ni disimulo no solo no ayuda si no que, lo diré claramente, me provoca un profundo asco.
¿Solo eso Priesito? ¿Una pepona religiosa que se saca los mocos basta para sacarte de tus casillas? Una posguerra te daba yo.
No, cabronazo, no, no es solo eso. Lo que verdaderamente me saca de quicio es... su voz.

¿Y en qué lugar se enamoró de ti?
A ver cómo explico una cosa tan personal y subjetiva como ésta.
Empecemos diciendo que no soporto el infantilismo en cualquiera de sus formas, ya sea a través del gusto por los peluches, por llevar politonos de bebés o de Epi y Blas, por reivindicar dibujos animados de hace 20 años en chapitas o bolsos, o por, en definitiva, comportarse como una niña de diez teniendo veintipico.
¿Es eso lo que hace ella? ¿Hablar de las Bratz con sus amigas?
No, no es lo que dice, aunque muletillas como “qué fuerte me parece” o “ay madre mía, ay madre mía” me hacen querer estampar su cabeza contra la pantalla del ordenador, restregarla y que los mega pixels de alta definición se fundan en su cerebro incapacitándola para retener la orina.
Lo que me saca de quicio, lo que hace de mí peor persona y me quita años de vida es su voz de tontita. Su voz de tontita y el tono lastimero que adopta cuando habla con alguien del trabajo. Ese tono... ese tono... ESE TONO. Arghhh.
Ese mensaje implícito gritando “jijiji, sé que me he equivocado pero soy tan adorable... ¿Me quieres? Quiéreme. Debes quererme” con un tono ligeramente más agudo de lo habitual, tan innecesario e irritante como el lloro forzado de un niño pequeño que lucha por la atención de sus padres sin darse cuenta que lo que está haciendo es unir su destino con el hospicio más cercano.

Que, además, a veces hable sola y se corrija a sí misma señalando la pantalla me resulta secundario.
Pero ese tono, ese tono...

Sexonomicón 4

Araceli era una chica estudiosa que, recién terminado su paso por el instituto con media de sobresaliente , decidió tomarse un merecido mes de descanso en Agosto y recuperar fuerzas para el primer año de Económicas que iba a comenzar en septiembre. Dispuesta a relajarse totalmente durante la primera semana, se fue ella sola a la casa de la playa que tenían sus padres. Era una zona algo apartada, pero que compensaba el aislamiento con una gran tranquilidad, ajeno al bullicio de las zonas turísticas cercanas, y con la existencia de una hermosa cala cercana al chalet. La pequeña playa estaba escondida entre peñas escarpadas y a ella solo se podía llegar por un  estrecho sendero. Pero el esfuerzo merecía la pena. La arena fina y suave, las aguas transparentes y tranquilas... todo aquello convertía la diminuta cala en un refugio casi de ensueño. Y Araceli lo tendría para ella sola. 
Al poco de instalarse en el chalet decidió disfrutar del sol y un buen baño en su playa privada. Metió en el bolso el MP3 con el último disco de los Jonas Brothers, su grupo preferido, y buscó el libro que había traido, el último y apasionante éxito de Dan Brown. Pero no encontró la novela por ningún lado. Contrariada, supuso que se lo había dejado en la ciudad en un descuido al hacer la maleta. Le encantaba leer en la playa y le molestaba no tener una lectura entretenida para aquella ocasión. Quizá en el chalet podría encontrar algún libro decente. Miró en las pocas estanterías del salón y solo vio viejos libros de Harold Robbins y Alberto Vázquez Figueroa. Hizo una mohín de asco con su hermosa naricita. Ya estaba resignada a renunciar a la lectura playera cuando se fijó que detrás de una pila de libros asomaba apenas una extraña caja de metal oxidado. Si Araceli no hubiera removido los libros nunca habría descubierto aquel misterioso contenedor. Al abrirla  se topó un libro encuadernado en un cuero pálido, casi color carne, desagradable al tacto pero muy bien conservado. Llena de curiosidad , decidió meterlo en su mochila y llevarlo en la playa. 
Ya tumbada sobre la arena, con los cascos puestos y los Jonas Brother sonando a todo volumen, sacó el libro desconocido y comenzó a leerlo. Lo primero que le llamó la atención era un nombre escrito a bolígrafo en la primera página. "Rigoberto Cifuentes". Araceli recordó que su padre tenía un hermano excéntrico, de vida bohemia y malos hábitos, que había dado muchos disgustos a su familia. A papá no le gustaba hablar del tío Rigoberto y se limitaba a gruñir que se había metido en líos y había desaparecido de pronto sin dejar rastro, para alivio de todos.  Más intrigada que nunca, Araceli se lanzó de cabeza a la lectura de aquellas páginas amarillentas. Pronto se encontró sumergida en extrañas descripciones de mundos más allá del velo, de criaturas imposibles que habitan en las profundidades oscuras de nuestro mundo, Su mirada quedó atrapada en aquellas descripciones retorcidas, pero fascinantes. de sueños tenebrosos y fosas abisales que ocultaban puertas a los deseos más salvajes hechos realidad. "En las simas marinas a donde nunca llega la luz del sol se ocultan las puertas entre mundos a través de las que viajan seres innombrables. Ellos son los portadores de ensoñaciones terribles y de ansias primigenias". A Araceli le comenzó a doler la cabeza y se le nubló la vista. De pronto se dio cuenta que había estado leyendo en voz alta frases ininteligibles, escritas en una lengua desconocida, y que su salmodia se entremezclaba en su mente con la canción de los Jonas Brothers. Cerró el libro asustada y lo lanzó lejos. Se quitó los cascos de las orejas con mano temblorosa. Intentó ponerse en pie pero estaba mareada. 
Y entonces lo vio. En la orilla de la playa, con el cuerpo sumergido hasta la cintura en las cristalinas aguas, estaba Joe Jonas, más guapo que nunca, sonriéndole con infinita ternura. La cabeza de Araceli se despejó de pronto y el corazón comenzó a latirle con fuerza. Joe la saludó y le hizo un simpático gesto para que viniera a bañarse con él. Ella se sentía como si todo aquello fuera un sueño maravilloso. Se sentía como yuna vez que le dio una tímida calada a un porro en la casa del novio rockero de una amiga. Se dejó llevar por la agradable sensación de calor que sentía entre las piernas y corrió hacia Joe.
El agua estaba fresca sin resultar molesta y Araceli lanzó un gritito de gusto al sentirla en su bajo vientre. Joe se había  adentrado más entre los destellos de las aguas  y ahora le hacía un gesto para que la siguiese antes de echarse a nadar mar adentro. Araceli le siguió. Cuando ya estaban bastante alejados de la orilla, Joe se detuvo y se volvió hacia ella. Araceli abrió los ojos como platos. Era tan guapo y tan real. Era pefecto. Joe se acercó braceando suavemente. Araceli comenzó a jadear. Estaba muy excitada. Joe ya estaba a su lado. Con extrema delicadeza la rodeó con sus brazos morenos y de piel suave como la de un niño. Araceli no podía apartar  la mirada de aquellos labios que se acercaba a los suyos. Estaba a punto de desmayarse de la emoción. Cerró los ojos por lo que le parecieron unos breves instantes. Entonces notó que algo la rodeaba por todas partes. No eran los brazos de Joe... porque eran muchos los apéndices que la tocaban por todo el cuerpo... sobre todo en su "lugar secreto", como ella lamaba a su sexo todavía virgen. "Joe...", murmuró reprimiendo un estremecimiento de puro placer. Pero al abrir los ojos toda su emoción se transformó en absoluto terror. Ya no estaba en la superficie y Joe Jonas ya no etaba a su lado. Estaban bajo las aguas, hundiéndose rápidamente en la negrura de las profundidades ignotas. Un ser monstruoso, una asquerosa mezcla de pez abisal deforme y medusa gigante, la rodeada con una gelatinosa burbuja de aire mientras la mantenía sujeta con unos tentáculos repulsivos. Con unas largas pinzas de crustaceo le rasgaba la ropa del bañador hasta dejarla desnuda. Después los tentáculos se introdujeron ansiosos en su sexo, Araceli quiso gritar pero no pudo. Sus alaridos quedaron interrumidos por los fluidos que segregaba la criatura de pesadilla y el agua de mar que comenzaba a filtrase en la brubuja. Mientras se abandanaba a la locura y perdía por total el control de sus sentidos, Araceli pudo darse cuenta de dos cosas. La primera era la pulsante bolsa de huevos que se abría bajo sus piernas, llena de larvas que se agitaban en sus pequeñas cápsulas gelatinosas, deseosas de la calidez de su cuerpo. La segunda era que el monstruo estaba emitiendo un sonido que relajaba todos los músculos de Araceli y nublaba su cerebro como si se tratase de una droga calmante. Justo antes de perder del todo la cordura, identificó la música que resonaba en los abismos del mar y  rasgaba el velo entre dimensiones. Era su canción preferida de los Jonas Brothers.

Minutos musicales

Sabéis de mi avanzada edad, de mis neuronas agonizantes, de mis cuitas de persona mayor que siempre tiene frío y va gesticulando por la calle en encendida discusión con los ruídos de su cabeza. Es por ello que a lo mejor me repito y ya he hablado alguna vez de los Vibrators, unos punks con alma de new wave. Siempre me han recordado a los Taxi Boys o a los tan queridos -y reivindicados- en Madrid The Real Kids. Más que punk, The Vibrators me daban ese puntito tan pop y fresco de la new wave más divertida (las citadas encarnaciones de John Felice, las locuras de Dom Mariani o las impecables y redondas canciones de un Paul Collins -con y sin El Ritmo-).
Banda de primera hornada junto a los clásicos de la época (Damned, Sex Pistols o The Clash) su disco "Pure Manía" es de los obligatorios y sin él se repite curso.
Como ando un poco perdido entre la crisis, el despiste vacacional y el calor voy a dejar aquí un par de vídeos y así me aseguro de que, al menos, uno de los dos os parezca nuevo y me sigáis respetando y queriendo como yo os respeto y os quiero a vosotros.


The Vibrators - Automatic Lover (valga la redundancia)


The Vibrators - Yeah Yeah Yeah (more Ramones than The Ramones)

martes, 27 de julio de 2010

Killed By Pegamin: Ricardo Lopez. El Stalker de Björk





La historia de Ricardo López no es una historia agradable. Y estoy hablando desde el standard Pegamin. Es un descenso videotapeado al Abismo (hasta el fondo) en el que todos los detalles están incluidos. Es la historia del único fan consecuente de BjörkGuðmundsdóttir.

Bromas gruesas y fáciles aparte, Ricardo López es, gracias a su epopeya majareta y sobre todo gracias a volarse la puta cabeza delante de la cámara, un héroe de Internet. Forma parte, desde hace mucho, de la magia de Internet, ese compendio de material cada vez más extendido que es la verdadera (y más desconocida) esencia de la Red. Detrás de ese imperio de banners, "Join us", blink blink, opiniones y basura, hay y ha habido siempre toda una legión de viejos y buenos chingados mentales transmitiéndose terribles perlas humanas. Siempre hay esperanza.



Ricardo López era un chaval de origen Uruguayo que vivió su infancia en Atlanta, Georgia antes de mudarse a Florida. Algo gordito, pero con un talento extraordinario para lo artístico, como siempre recalcan todos sus compañeros de instituto al recordarle. Era un chaval sociable y con un excelente sentido del humor. Con 19 años descubre a Björk y comienza a seguir su obra con pasión. Es justo el momento
en que comienza a operar su enfermedad mental, aislándose del mundo y convirtiéndose en un recluso. Si es coincidencia o no, es algo que dejo a los científicos expertos en control psíquico y mind-fucking.






En Septiembre de 1996, Ricardo comienza a grabar su obra pionera en el terreno del videoblogging, un conjunto de videos de 18 horas de duración en los que va hundiéndose cada vez más en la locura. De las 18 horas, la mayoría es cinta corriendo y cosas sin importancia. Todo lo reseñable está en el documental "The Video Diary of Ricardo López" del año 2000, que podéis encontrar por ahí y que está realizado con ánimo de profundizar en su proceso de decadencia mental. Hay momentos realmente espantosos, pero a la vez también realmente sobrecogedores, no solo desde el punto de vista psicológico, sino artístico.



Con solo una cámara y su presencia desnuda, Ricardo López consigue transmitir el escalofrío de la locura mucho mejor que la mayoría de directores de cine, guionistas y actores con experiencia y millones de dólares a su disposición. Una simple mueca que te sacude mucho más dentro que la escena más calculada, truculenta o efectista. "Esto es lo mejor de mi". Y esto es lo que amo en el arte, no es el humo, no es la técnica, no es el oro: Es que alguien ponga bajo tu piel lo que esta bajo la suya. Y te la ponga de gallina.




Porque en todo el proceso, en toda su metamorfosis, hay algo dentro de Ricardo que todavía está agarrado a lo que conocemos como Realidad. Si no, no tendríamos este video. Hasta sus últimos momentos hay una parte de él que se resiste al espíritu que lo posee, no es difícil intuirlo si uno se fija. Así es nuestra terrible e imperfecta materia, incluso en la locura no obtenemos descanso. Quizás esa fue la idea de Ricardo al encender su cámara, grabar el proceso de su posesión.


En algún momento de su videodiario, Ricardo se entera de que Björk mantiene una relación con Goldie, un DJ británico y ¡negro! El uruguayo se dice que eso es intolerable y que tiene que acabar con la pequeña pixie islandesa. Su derrumbe se precipita. Comienza a fabricar frente a la cámara un libro trampa, diseñado para proyectar acido al abrirse. Lo ensaya con un póster de la personificación de su más ardiente deseo. El es "su ángel de la muerte".

Finalmente, enciende su cámara por última vez. Se rapa el pelo y se pinta la cara y el cuerpo de verde y rojo, como un Coronel Kurtz en su particular sótano privado. El Horror. Es el momento álgido de su obra y una pieza no apta para los débiles de
espíritu y las almas sensibles, os lo aviso. Enfermedad mental, un espiritu, el Demonio, como querais llamarlo, esta en su plena potencia sobre Ricardo. Esta sobre la pelicula, en los pixeles de tu monitor, estas expuesto a ello y esto es una observacion tanto como un nuevo aviso. Ha enviado el paquete a la dirección de la cantante en Londres.


Los vecinos notaron, al de un par de días, un fuerte olor saliendo de la casa de Ricardo y llamaron a la policía. Se encontró el cadáver y la cámara apuntando en su dirección. Tras revisar la cinta y ver lo que había, la policía se puso en contacto con Scotland Yard, interceptando estos el paquete antes de que, afortunadamente, causara ningún daño.

Como apéndice final, Björk (que la semana siguiente al suicidio de Ricardo acabaría su relación con Goldie, el detonante de la decisión final de Ricardo) se muestra visiblemente afectada por lo sucedido e inicia un retiro en Andalucía. Como conclusión y respuesta a lo sucedido, graba "So Broken", un estomagante pastiche infumable salpicado de sus antiemotivos tics vocales, diseñado para mantener una pose pretendidamente sensible y particular, en plena continuidad con el resto de su carrera.


(No pongo el video del suicidio, pero con cinco segundos de vuestra peor tecnica de Google, lo teneis de la forma que mas os guste. Si a pesar de todo quereis verlo)

Indicios del Fin del Mundo (V)

13,15 h.

Martes 27 de Julio del 2010.

Centro de Madrid.

Confluencia de la Plaza de la Lealtad con Paseo del Prado.


Se trata de un sitio mágico, una encrucijada en la que confluyen líneas de poder cósmico, telúrico y humano, al mismo nivel que en Stonehenge o en Conil de la Frontera en temporada alta. Por un lado tenemos templos paganos como el edificio de la Bolsa o el Hotel Ritz, con un aura poderosísima que chocan contra las vibraciones de la fuente de Neptuno, donde tanta emoción colchonera, y por tanto obrera e iletrada, se ha desbordado. Para las personas sensibles para lo paranormal y lo subnormal el área reverbera y el continuo espacio temporal se trastoca. Es zona de antagónicos, de disparidad, los extremos se repelen y todo ese rollo.

 Parado en el semáforo que me va a permitir subir por la Carrera de San Jerónimo mi mente divaga. Está cayendo una calorina sobre el foro de las que quitan el sentido. El personal busca sombra como esos perros de pueblo con coraza de garrapata y ácaro común. Enfrente de mí, en un banco, una modelo, tocada con un gorro ruso de piel de conejo y un vestido largo hace el indio bajo las indicaciones de un grupito de personas dedicadas a "la moda". Un fotógrafo, un estilista y un par de ayudantes le gritan consignas, le hacen mohínes y le recomiendan poses molonas a la criatura. Todo es muy bello: la pálida maniquí, su gorro ruso que le tiene que estar cociendo la cabesa, la latita de refresco, la bella arquitectura de la zona (zona con mucho siglo XIX, amigos), la mañana que, aunque calurosíma, es luminosa y bonita. Por el paso de cebra pasa gente guapa, como de revista de tendencias. Un Alfa Romeo Giulietta Spider clásico, en rojo puta, pasa zumbando por el Paseo del Prado. Es todo tan trendy. De pronto, un escalofrío. Una perturbación en la fuerza. La zona reverbera. La línea dragón que cruza el lugar refulge, incandescente. Fuerzas antagónicas chocan. En mi cabeza suena Carmina Burana:

 un puto enano, acondroplásico, con bermudas y unas deportivas chungas pasa enmedio del reportaje    fotográfico!!! La modelo parece hundirse, el estilista lo flipa, pájaros negros cruzan el cielo en una bandada ominosa. La belleza retrocede. Pasa un Ford Ka. El enano cruza el paso de cebra con un colega. Sus piernecitas cortas pero fuertes, con un fosco vello negro, se mueven a todo rabo, como un documental de principios del siglo pasado. En la esquina contraria un perro caga un chorongo reluciente y caoba. Yo me rasco un repentino picor de huevos haciendo pinza con el pulgar y el índice, el efecto punteo. La magia se rompe. El disco se abre. Mi Vespa cambia de barrio. Adiós, momentazo.

¿Está ya a la venta el Mondo Brutto 41?

Killed by Pegamin XVIII: Ricardo Lopez

http://pegamin2000.blogspot.com/2010/07/killed-by-pegamin-ricardo-lopez-el.html

Juegos dramático-musicales pegamin

Gran Reserva Pegamin: Pateando la Calle - Ecuatorian Sound System

La verdad es que esto debería ser una actualización del relato de mi bajada a los infiernos, ya que sucedió el mismo día, por la tarde, cuando volvía a mi mansión solariega, tras una dura jornada de trabajo. Justo en el momento en que iba a salir a la superficie y dejar atrás al mundo subterráneo y sus infraseres.

Ahí estaba.

 Recreación: el otro iba de chándal amarillo, como los Lákers


En el momento del Contacto (sí, así, en mayúsculas, como el que ha sido abducido por entidades de Apokolips o de Nuevo Génesis) me ví transportado a la Jamaica de principios de los 60, con las Sound Systems: esas furgonetas con macroequipo de sonido que recorrían la isla ofreciendo las últimas novedades de la música negra norteamericana y haciendo guateques en cualquier plazuela de Kingston. Estas "furgotecas" fueron la génesis de los sellos discográficos jamaicanos que conviertieron a Jamaica en la tierra del ska, el rocksteady, el reggae y los porros de marihuana gigantes.



Como les decía, cuando ya estaba a punto de salir a la superficie, me crucé con ÉL. Un hermano latino, oriundo del Cono Sur, probablemente ecuatoriano (por su carita de globo), vestido como en El Corte Inglés, o en una teleserie española, entienden que viste un latin king: camiseta XXL amarilla, gorra de baseból y bermudas king size. El prenda bajaba con su mp3 a tope de reggaeton y moviendo su cucú al ritmo de temazos como "Aquí está tu caldo" o "Dile a tu vecina que lo mueva ahora".




Hasta aquí nada que se salga de lo normal, dirán ustedes. Pues se equivocan porque nuestro querido Canegundo Isauro Malinche de todos los Santos introducía una variante inusual en estos casos: había acoplado a su aparato reproductor de mp3 unos altavoces de esos del año de la tos que, en tiempos, se acoplaban a los walkman para transformarlos en Pachá Marrakech (no me negarán que, en lo musical, nuestros primos de allende los mares son de lo más generoso...quién no ha pasado a la hora de la siesta debajo de un piso abarrotado de estos pícaros chiquitines y estaban atronando el barrio con "La gasolina" o "Papichulo"...o esas peleas medio en broma medio en serio, totalmente ebrios, como si fueran Juanito Valderrama y Dolores Abril, que acaban, inevitablamente, con abrazo y exaltación de la amistad: "túeresmihem-mano" y la cara -más- hinchada).




Lo cierto es que el efecto era desolador: el tipo disfrazado de Daddy Yankee, con dos altavoces de calamina efecto acero y rejilla negra, del tamaño de un paquete de Caramelos Golia, en la mano y un volumen aproximado al de un grillo encerrado en una caja de cerillas de cocina. Ya les dije al principio que me ví, por un momento, frente a la mismísima Trojan o a la sound system de Prince Buster, cambiando las 4 ruedas por dos jamones criollos y el Caribe por el distrito de Arganzuela.

Creo que se había dado cuenta de lo sosos que somos en la Madre Patria porque la gente le ponía caras raras....él mismo, cuando nos cruzamos, lucía un poco abochornado, como si se hubiera ido desinflando poco a poco desde que salío de casa: como si lo que entonces le pareció supermolón ahora le estuviera martirizando...aún así, con una resistencia numantina, hacía con que seguía las canciones aunque produciendo el "efecto playback" o "doblaje de película porno polaca". Me culpo un poco de que, al llegar a mi altura, debió ver en mi rostro una amplia sonrisa (de amistad) y un brillo en los ojos (de camaradería) que, tal vez, malinterpretase en su bochorno. Lo cierto es que, al cabo de unos segundos, dejaron de oírse los calientes ritmos...tal vez le contagiamos de nuestro egoísmo europeo al escuchar música y, a partir de ahora, Dios mediante, se coloque sus auriculares como todos.
Por menos que esto los extremeños arrasaron Perú

Ps: aquí les adjunto la letra de una cancioncita que no tiene desperdicio ni en el título ( "Estoy bien bellaca") ni en la letra.

Feliz Verano


Dime lo que tienes entre las piernotas
Yo rompo condones como cosa loca
No tiene una bellotita, tiene una bellota
Vete al carajo y mámame la tota

Se cuenta que de las patas estas media loca
Que cuando las abres eso se te brota
Si me invita voy y me gusta tu meque tuata

Porque es grande lo que vi debajo esa toballa
Pero con el tiempo te pusiste yaka
Y anda ataca a esta pasadita
Si te hablan de meter tu no lo echas pa tras
Estoy bien bellaca

Dime lo que tienes entre las piernotas

Rompe condones como cosa loca
No tiene un bellotita tiene una bellota
Yo rompo condones como cosa loca

Se cuenta que de las patas estas media loca
Que cuando las abres eso se te brota
Si me invita voy y le gusta toball...
Vete al carajo y mamame la tota

Una inyeccion pa que tu te vuelves loca

Otra inyeccion pa que te quite la ropa
Atra acentúa bien besa manos y piernas
Porque yo quiero verle esa cosita tierna

Ahora me dicen “kilo en mente”
Ahora me dicen “kilo en mente”
Yo que no me canso de mete y mete
Oye no me canso de mete y mete

hijo esa puta donde es que estan
Toy mas bellaco que phebo y Germán
El man no vende la mayonesa
Aunque la voto blanca y también espesa
Estoy - bien - bellaca...

Dime lo que tienes entre las piernotas
Yo rompo condones como cosa loca
No tiene una bellotita, tiene una bellota
Vete al carajo y mamame la tota.

Se cuenta que de las patas estas media loca
Que cuando las abres eso se te brota

lunes, 26 de julio de 2010

Grandes heroicidades II: Móviles

18:00 - Metro

“A ella le gusta el ¡uh!, le gusta el ¡uh!”
Priesito, con cara de funeral, está sentado al lado de un imbécil (aquí el narrador no demuestra ser muy imparcial) que, abrazado a su novia, molesta a todo el tren con su estúpido simulacro de música.
Priesito, al igual que el resto del vagón, dirige miradas levemente reprobatorias a la pareja que babosea a su lado.
Priesito cuenta el número de paradas que quedan.
De pronto, el jambo tiene el descaro de subir el volumen.
Priesito, incapaz de contener su rabia estalla con sin igual violencia verbal.

Priest: Perdona, ¿podrías utilizar cascos?
Jambo: No tengo.
Priest: Ya...
Jambo, dudando: ¿Lo apago?

Priesito hace honor a su nombre y asiente con un leve movimiento de cabeza en plan cura de pueblo mientras con beatífica sonrisa entrecierra los ojos.
El joven mira a su alrededor y apaga la música del móvil.

Priest: Gracias.

Vítores silenciosos jalean la mente de Priesito.

domingo, 25 de julio de 2010

Minutos Musicales

Bares de Madrid IV: Nueva Visión

El bar de Los Ramones.

Para mi gusto, el bar más divertido de todo Malasaña. Quizás la música (habitualmente rocanrolera o punkarra) no sea del todo mi rollo, quizás Johnny (dueño y pincha. Su obra y milagros en la entrevista del número 37 de Mondo Brutto) a veces se raye y deje sonar discos enteros pero es el único bar que conozco en que parece que puede pasar cualquier cosa en cualquier momento.
Son tantos los bares asépticos que pueblan nuestro castigado Malasaña que la autenticidad del Nueva Visión resalta con (mortecina) luz propia.

Servidor aprecia todo en este bar; la decoración con los habituales posters de conciertos pero también con una memorabilia raruna (esas chanclas de Los Ramones), el uso de ventiladores en lugar del puto aire acondicionado, la rara estructura que hay nada más entrar a la izquierda, las enormes puertas de entrada y del baño...
Bueno, al baño reconozco que no le tengo tanto aprecio pero ¡hey, que importan los meados cuando estás en el bar de Los Ramones!

Ya sabéis: “Motos, cerveza, jamón y Los Ramones. ¡Con dos cojones!”.

Momentazos musicales: BLACK SABBATH-ROB HALFORD-PARANOID 2004



No sé si lo he soñado pero creo que Black Sabbath hizo una gira entera con Rob Halford de cantante. Para los que no estuvieron en mi sueño disfrutenlo...

A mi colega Priest y a Grace Morales/ Vivola Adamant para ver si me readmite en la lista brutta.

sábado, 24 de julio de 2010

Grandes heroicidades I: En el Cercanías

16:00 - Renfe Cercanías

Priesito regresa al hogar tras una jornada en el trabajo especialmente coñazo e intenta no dormirse leyendo La Tournée de Dios. Han pasado horas desde que se tomó el sándwich del desayuno y el hambre le atormenta.
De pronto, suben seis chavales con pintas raperas. Uno se sienta relativamente cerca suyo, otro al lado de una maciza (yo habría hecho lo mismo) y cuatro permanecen de pie al lado de la puerta.
La gente corriente no nota nada pero Priesito, con su poderosa intuición y un no-muy-largo-pero-si-suficiente historial para las gamberradas, percibe el nerviosismo de los muchachos y sabe que planean algo. Se dirige al que está más cerca de él:

Priest: Oye, no paréis el coche.
Rapero 1: ¿Eh? ¿Por qué?
Priest: Cómo que por qué (siempre hay un momento de conversación absurda al dirigirse a un desconocido). Porque no me sale de los cojones (Priesito es mucho de mencionar la genitalia).

Rapero 1 mira a sus compañeros y duda.
Priesito se pone en tensión y observa a su vez a los que están de pie, que ya se han colocado alrededor del tirador de parada de la puerta.
Priesito se pone en pie.

Rapero 1: Eh, eh, tranquilo, nos bajamos aquí.
Priest: No, aquí no, os bajáis en la parada.

Priesito avanza hacia ellos.

Rapero 1: Dejarlo, tíos, dejarlo.
Priest: No tiréis del puto asa.

El rapero más bajo (Raperín, le llamaremos) y que, por tanto, más tiene que demostrar, se pone de puntillas (¡verídico!) y tira del asa.

Rapero 1: No, no, no.
Rapero 2: Dale, dale.

Raperín continúa tirando y uno de sus lacayos tira del tirador de apertura de puertas de emergencia.
El tren comienza a detenerse pero las puertas no se abren.


Priest: Me cago en Dios, ¿eres gilipollas o qué coño te pasa?
Rapero 1: Tío, ¿que has hecho, que has hecho?
Rapero 2: Ábrelo, joder, ábrelo.

Un segundo hombre se levanta secundando a Priesito.
El tren se detiene pero la puerta continúa cerrada.
Los raperines se ponen muy nerviosos y se azuzan entre ellos.
Rapero 2 parece que se va a hacer pis.

Rapero 1: Eres gilipollas.
Hombre: Pero que hacéis (en estas situaciones son normales las preguntas redundantes).
Rapero 3: Tío, tío, tío.
Priest: Ahora qué, subnormales, ahora qué (aquí ya un poco de sobrao).

Raperín sale corriendo por el vagón y consigue abrir la puerta del otro extremo.
Se lanza fuera y detrás el resto.
Raperín y sus secuaces no tienen en cuenta que han parando el tren al lado de una cuesta de tierra.
Raperín y sus secuaces intentan subirla pero se resbalan y se caen unos encima de otros a lo croqueta.
El Cercanías vuelve a arrancar.
Raperín y sus secuaces suben la montañita cubiertos de tierra y dirigen miradas llenas de miedo al vagón.

Priesito se coloca los puños de la camisa y vuelve a su asiento. Coge el libro y se pone a leer. Algo le hace cosquillas en el labio superior; le ha crecido un fino bigote.

¡Hijos de puta!

Minutos publicitarios



viernes, 23 de julio de 2010

CIENCIA-FICCIÓN GUARRA 30: Risas y horteradas en los ochenta

Hasta el momento esto de la ciencia-ficción guarra en el cine parece ser algo un poco truculento. El género cinematográfico que más estamos viendo es el terror despendolado, con mujeres sometidas a las brutales atenciones de aliens y máquinas  pervertidas. Quizá sea el momento de cambiar el tono y fijarse en aquellas historias que abordan la ciencia ficción guarra desde la comedia. Y es que el tema se presta a las coñas, aunque no siempre sean demasiado afortunadas.

1988

Algo pasó en la década de los 80 del siglo XX, algo grave. En el cine lo que sucedió es una época de esplendor comercial de  la industria cinematográfica americana, que se tradujo en una producción masiva de películas de todos los géneros que inundaron sobre todo los videoclubs. Aquello era un no parar de rodar tonterías, muchas de ellas directas al glorioso VHS, y la ciencia-ficción y el terror fueron de los géneros más explotados. En el resto de la sociedad lo que pasó es que se alcanzaron en todos los ámbitos cotas de consumismo y superficialidad jamás vistas. Y eso se reflejó en las películas, claro. No es por eso extraño que gran parte de las comedias de ciencia-ficción guarra sean de esa década. En 1988 en particular se estrenaron los dos ejemplos arquetípicos de los que vamos a hablar: "Las chicas de la tierra son fáciles" y "Mi novia es un extraterrestre". Preparados para una orgía inolvidable de conceptos horteras.

Las chicas de la tierra son fáciles

Valerie, una chica moderna de aquel entonces que trabaja de manicura en un salón de belleza, está a punto de casarse con un médico de éxito. Pero su futuro marido no tiene ganas de follar y Valerie está angustiada. Aunque se viste de putón siguiendo los consejos de su mejor amiga, una peluquera de su curro, para así tratar de avivar el deseo de su novio dándole una sorpresa, lo único que logra es descubrir que el médico le es infiel con una enfermera.
Acojonante punto de partida de la película que se ve potenciado por una estética de cardados imposibles, moda de la época y dos números musicales capaces de provocar un derrame cerebral al espectador más curtido.
Menos mal que pronto vemos como tres aliens peludos que viajan en una nave exploradora están desesperados por buscar hembras con las que aparearse. Descubren el planeta Tierra, y aunque las hembras humanas no tienen pelo, son de su gusto porque "tienen curvas y son suaves". Pronto nos damos cuenta de que , además de peludos, los aliens son bastante idiotas, lo cual no es de extrañar teniendo en cuenta que uno de ellos es Jim Carrey. De hecho es el personaje de Carrey el que estrella la nave contra la tierra, cayendo en la piscina de Valerie. Y a partir de aquí ya todo es un no parar de estupideces. Mientras esperan a que se vacíe la piscina para poder reparar la nave, Valerie depila a los aliens, descubre que sin pelo son guapos, en particular el jefe, interpretado por... ¡Jeff Goldblum!; el otro resulta que es un negro. Se van de juerga a una discoteca y todos los aliens ligan a pesar de comportarse como tarados mentales... o quizá gracias a ello. Jim Carrey arrasa cuando saca una lengua kilométrica para lamer el fondo de  un vaso de tubo. "Me lo llevo a casa" grita una guarrilla de la disco al ver el apéndice desmesurado. El negro, atención, se liga  a una chavala después de derrotar a otro negro en un duelo de baile discotequero. Y Jeff Goldblum se acaba tirando a Valerie, a la que hace gozar como una loca gracias a que los aliens tienen un toque "mágico" que hace que te retuerzas de placer.
















Es una chica de su tiempo y quiere follar con un peludo raro... que no hemos cambiado nada, vamos.

El final está claro... Valerie se va con los aliens a su planeta dejando plantado a su novio médico. La ciencia-ficción guarra ha triunfado. Mejor irse a un planeta de aliens superfolladores anormales que ser un ama de casa cornuda.  Pues claro, mujer.


Mi novia es una extraterrestre

Dan Aykroyd interpreta a un astrofísico gordo, viudo y con una hija adolescente. Está tan obsesionado con enviar una señal a otra galaxia que logra que lo despidan de su empresa. Lo que no sabe el despojo humano es que su última señal ha llegado a otro planeta y ha provocado una catástrofe rara en la gravedad que hace que los aliens envíen a una agente para camelarse al Aykroyd y obligarle a que repita el experimento y salvar su mundo. Todo absurdo y muy mal explicado, pero que sirve de excusa para que aparezca una Kim Bassinger disfrazada del colmo de la horterada ochentera y haga todo tipo de barbaridades presuntamente graciosas. Lleva de ayudante un consolador que habla y que está metido en un bolso de diseño capaz de hacer prodigios. El personaje de Aykroyd se enamora de ella, maravillado de que semejante belleza muestre interés por su cuerpo seboso. Disculpa las evidentes excentricidades de su novia porque es "holandesa" ¿?

 Mantener conversaciones con tu consolador no es síntoma de nada bueno, mujer

La Bassinger pertenece a una raza de aliens que ya no practica el sexo por ser ineficaz. Pero al follarse al científico obeso descubre que el sexo es algo maravilloso y se enamora del estilo de vida terrestre. Era inevitable. Lo que no logra la Bassinger es convencer a su hijastra de sus buenas intenciones. La niña repelente se huele que su nueva madre es una hijaputadelmal que le quiere arruinar la vida a papá. Lo normal en estos casos.
 
Finalmente la Bassinger se rebela contra las órdenes de su consolador-bolso (lo que carga la película de un simbolismo inquietante), el cual quería destruir nuestro planeta por considerarlo una amenaza,  y convence a  sus jefes de que la tierra merece ser salvada porque follar es algo glorioso. Además logra que la dejen quedarse allí con su nuevo marido. Su cuñado, otro gordinflas graciosete y salido, ocupa su lugar en la nave de regreso al planeta alienígena porque parece ser que aquello está lleno de mujeres más guapas aún que la Bassinger y todas se parecen a la princesa Estefanía de Mónaco, que es su mito erótico ¿? Eso sí, se lleva con él su rolls-royce para impresionar a las bellas extraterrestres. De nuevo triunfa la ciencia-ficción guarra, al estilo de los ochenta, por supuesto.


Esto ha sido todo por hoy. En nuestra próxima entrega volveremos a los ochenta y a la comedia de ciencia-ficción guarra... pero esta vez los protagonistas no serán alienígenas enamorados de la música disco y las chaquetas con hombreras... esta vez serán robots creados para follar.

Bares de Madrid III: San Mateo Seis

Conocido como El San Mateo, es el clásico bar de adolescencia donde pinchaban Platero y Tú, Red Hot Chili Peppers, Rage against the machine, etc.

Más de diez años más tarde tres cosas permanecen inalterables; la decoración, nula salvo por unos collages de figuras del rock que reposan en una pared, el horario, extraño como él solo pues cierran más tarde que los bares pero no están hasta las seis y el jefe, un hombre de pelo largo y cano de mirada imperturbable.

Lo que si ha cambiado es la música, que actualmente es pachanguera y la edad de la gente, que es insultantemente joven.

Espera... si yo paraba por ahí antes de empezar la carrera y ahora va gente que está en su primer año, eso quiere decir que... Oh, ooh, oooh...

:(

miércoles, 21 de julio de 2010

Discografías imperfectas: Manowar

Aunque para los profanos Manowar son solo “ese grupo con portadas de tíos cachas y chicas semidesnudas”, a los que nos gusta el heavy sabemos que detrás de algunas poses ridículas y actitudes difícilmente defendibles, se encuentran unos neoyorkinos que han compuesto algunos de los mejores temas del estilo.

Battle Hymns (1982):
El primer disco de los Manowar es en realidad un heavy-rock muy marchoso que solo en un par de canciones tiene la épica que dominaría la primera etapa del grupo.

Todas las canciones son destacables pero yo me tengo que quedar con el Battle Hymns que da nombre al disco, quizás mi canción favorita del grupo.

Como muchos sabréis, el disco incluye una narración de Orson Welles llamada Dark avenger, de la que tenéis un video en directo al final de esta entrega de Discografías imperfectas.


Into glory ride (1983):
Uno de los discos de Manowar que menos me gustan. No es que sea malo, tiene alguna canción que me mola bastante pero su pretendida epicidad no me termina de enganchar, cosa que si consiguen los dos discos posteriores, y en general se me hace pesado.

La portada sigue causando sensación entre los peleteros, eso si.


Hail to England (1984):
Con un esquema parecido al Into glory ride, sus resultados son mucho mejores y las canciones me gustan mucho más.

Desgraciadamente con este disco se inauguran las canciones tostón consistentes en un solo de bajo de Joey diMaio pero se lo perdonamos por componer temas como Blood of my enemies o este Each dawn I die que he puesto.


Sign of the hammer (1984):
Con un producción que, no sé si de forma pretendida o no, es terriblemente sucia, Sign of the hammer cierra la primera etapa del grupo y con ella terminan las canciones de auténtico epic metal.

Siendo como es mi disco preferido del grupo, me cuesta bastante escoger una canción a destacar porque salvo Thunderpick, el solo de bajo de turno, todos los temas son cojonudos; All men play on 10, Animals (con unas voces extrañísimas haciendo “coros”), Thor, Mountains, Sign of the hammer, The Oath y Guyana. Ahí es nada.
La mejor elección para iniciarse en el epic metal.



Fighting the world (1987):
Con portada claramente copiada del Destroyer de los Kiss, con este disco comienzan los Manowar más comerciales (dentro de los parámetros del heavy metal) y se acuña un esquema de canción perfectamente reconocible que utilizarán en el resto de sus discos.

A pesar de que los singles fueron Fighting the world y Blow your speakers, tiene temas mejores. Una de mis favoritas, por mucho que esté ya un poco sobada es Carry on. Pegamines, encender vuestros mecheritos al escucharla.

Este disco también cuenta con una pequeña parte narrada por Orson Welles en la épica canción Defender.


Kings of metal (1988):
Mi disco favorito de esta segunda etapa. Aunque tiene alguna canción un poco chusta, el resto es un pim pam pum bocata de atún de heavy metal a toda mecha. Bajando las revoluciones hay algún tema como The crown and the ring y Kingdom come pero son tan jodidamente guapos que no se le puede poner ningún pero. El primero, además, tiene los clásicos delirios de grandeza manowareros, en este caso consistentes en grabar dentro de una iglesia con su correspondiente coro de cien monjes.

El disco incluye en algunas ediciones la indescriptible Pleasure slave, una “canción” que todavía hoy deja turulatos a aquellos que prestan atención a su machista letra.


Triumph of steel (1992):
Aunque la opinión mayoritaria, a la que me adhiero, es que el tema de casi 30 minutos que narra el drama de Aquiles “Achilles, Agony and Ecstasy in eight parts” es un coñazo de proporciones épicas, me consta que hay quien disfruta una barbaridad al saber que el inaguantable solo de batería que tiene en el medio es una representación de la fragua de Hefesto, donde se forja la armadura de Aquiles.

Gustos griegos a parte, el resto del disco está bastante, bastante bien, con temas clásicos como Metal Warriors y otros que son de mis favoritos de Manowar, destacando The power of thy sword, The demon’s whip o Spirit horse of the Cherokee pero lastra una duración excesiva.



Louder than Hell (1996):
Unánimemente considerado una decepción, pese a tener algunas canciones muy buenas como The gods made heavy metal o Brothers of Metal Part 1 es un disco sin demasiada chispa. Los temas están todos hechos con el molde que crearon en Fighting the world y perfeccionaron en Kings of Metal pero sin darle ningún puntito de originalidad.

Aunque como tema es bastante corrientito, muy en la línea del disco, Power tiene a un Eric Adams (uno de los mejores cantantes de heavy, sin duda) pegando unos alaridos que da gloria oírlos.


Warriors of the world (2002):
Este disco es tan irregular que parece hecho a posta. Si fuera un vinilo, se diría que la cara A es infumable mientras que la cara B mola un huevo.

Que coñazos como Swords in the wind compartan espacio con cancionzacas como House of dead es un misterio y casi parece una burla.
Que el disco, además, incluya una versión del Nessum Dorma y del American Trilogy ya no sé cómo tomármelo.



Gods of war (2007):
Ida de pinza total y absoluta.
Atención, ojo al dato, repito, ojo al dato, éste es un disco de 16 canciones y 74 minutos de duración en el que prácticamente todas las canciones son intros, outros o narraciones con orquestación. Los Manowar nos colaron una puta banda sonora con poco más de tres canciones al uso, de las cuales solo una, Loki, es realmente buena.
Inaguantable.


Por lo demás, Manowar llevan ya varios años sacando dvds en directo cada dos por tres (solo de la saga Hell on Earth tienen cuatro [Yo tengo el segundo] Para completistas, el solo de CASTAÑUELAS que se marca Joey en España está en el tercero) y en breve sacarán nuevo disco. Las canciones de adelanto no tienen del todo mala pinta aunque en su gusto por rizar el rizo y extremar tanto sus acciones hasta que más parecen una parodia spinaltapera, han sacado una balada en 16 idiomas, incluyendo el castellano. Si, da mucha, mucha grima.


Con Ross the Boss

procastination pegamin

martes, 20 de julio de 2010

Broncas pegamin XII: Homer Simpson VS Montgomery Burns



Probablemente la pelea más celebrada de Los Simpsons.

Situada en el refugio montañero en el que quedan encerrados los dos mejores personajes de la serie, Homer y el señor Burns, la pelea es una aguda reflexión sobre la perdida de la confianza, la nostalgia de otros tiempos y la difícil dinámica entre empleados y jefes.

Durante su forzado aislamiento y cercados por el frío y el hambre, Homer y Monty, Monty y Homer, van perdiendo sus facultades mentales y comienzan a sospechar el uno del otro hasta que, to locos, imaginan comandar ejércitos fascistas de hombres de nieve que lanzan en contra del enemigo.

Finalmente la sangre no llegará al río y al termino del capítulo los mecanismos de la sit-com se impondrán, dejando el camino preparado para que en su siguiente encuentro se produzca el mágico running gag de:

"Smithers, ¿Quien es ese sujeto?" - "Es Homer Simpson, señor"

lunes, 19 de julio de 2010

domingo, 18 de julio de 2010

viernes, 16 de julio de 2010

Viviendas Pegamin XVIII: la cabeza de Xabi

Cierto, no es un lugar físico aunque por sus dimensiones (no olviden que es vasco) podría ser un estudio coqueto con vistas a tu puta madre. Se trata de uno de los solares psíquicos más interesantes del País Vasco. Un lugar en inestable equilibrio entre lo underground y lo rancio, entre Dockers y Fenchurch, entre comer los domingos en casa de la suegra y ponerse de speed con la cuadrilla, misa los domingos y after los lunes. Un españolazo, vamos. Pero con un quintal de contradicciones, más de las que son comprensibles. Trollazo a ratos y ofendido a otros, xabi es como un día en el Sáhara: calorazo unas horas y frío extremo en otras. Gusta de la mística, lo hermético y el trascender mientras hace chistes de pedos.

En definitiva, es como la casa de "Demon Seed", con pinta chula pero con domótica chungalí.

jueves, 15 de julio de 2010

Viviendas Pegamin XVII: El campanario de una iglesia

Tolón. Tolón. Tolón.
Son las tres de la mañana y la campana vuelve a sonar. Te revuelves un poco en el saco de dormir del carrefour y en tu sueño un ser con la cara desencajada te golpea tres veces. Tu cerebro, como último recurso para no perder la cordura, lleva ya tiempo incorporando el sonido de las campanas a tus pesadillas, a veces con resultados escalofriantes.

Dolido por haber sido rechazado como miembro del blog menos exigente de la Internet hasta cuatro veces (esnifando pegamin, pegamin 2000, pegamin 3000, mini pegamin), decidiste mandarlo todo a la mierda y dejar trabajo, novia y amigos. Te hiciste cicatrices en la cara con un cuter para mostrar tu compromiso con la marginalidad y en una última concesión a tu antiguo ser romántico, decidiste vivir como alma torturada en lo alto de una iglesia de capital de provincias.
Al principio sentías que debías algo al lugar que habías ocupado y cumplías rituales de hombre encapuchado que solo deja ver su sombra a gente asustadiza. Sin embargo, el personaje creado se fue apoderando de ti y ahora lanzas tus excrementos en pequeñísimas porciones, indistinguibles de la mierda de un gato, a los niños que hacen la comunión, a las novias que visten un falso blanco y a las beatas de domingo.

Ay, si tan solo te hubieran cogido en el pegamin, querido anónimo...
Tolón. Tolón. Tolón. Tolón.

martes, 13 de julio de 2010

La droga es felicidad 5

España campeona: Los miembros de Pegamin opinan


PacoclavelbarraDivine:

La final estuvo bien pero la pena fue que la selección española no llevará la camiseta roja: Hubieran ido superconjuntados con toda la sangre que hubo.

Superwoobinda:

¡Joder con la final! No había quien encontrara un camello para darse un homenaje.

Ender:

A mí esto del fútbol me parece una metagilipollez, lo único que me gusta son los penaltis y cuando sale el masajista al campo.

Xabibenputa:

Me alegro un montón por la victoria de la selección española, así 43 millones de cerdos españoles van a pasar unos días contentos aprovechándose del talento de otros.

Haciendo amigos:

Esta gesta de la selección me recuerda una oscura película yugoslava de los años 30....

Profesor Farnsworth:

No hay NADA en este mundo que pueda dar una alegría mayor al pueblo español
Sólamente el suicidio del presidente del gobierno, tras cargarse a todo su gabinete a lo amok style, podría suscitar una felicidad TAN GRANDE y una respuesta así en la calle.

Don Julito


¡Qué buenos somos los funcionarios del estado! Ahora el pegamin se llenará de comentarios de gente gozosa. El día 11 de Julio fiesta nacional y Larga vida al rock and roll.


Priest:


¡Coño que puntazo! No había experimentado una sensación tan fuerte desde que Rob Halford casi me atropella con la moto en un concierto.

Bares de Madrid II: Morocco

Infecta discoteca con la peor música posible; el pachangueo petardo.

Pese a haber estado solo una vez (bueno, estuve también en otra ocasión pero iba tan borracho que no me di cuenta de nada) jure y perjure que no volvería en mi vida. ¡Qué música! ¡Qué gente! ¡Qué todo! Un despropósito tan grande que hizo que mi amigo y yo termináramos la copa y pasáramos por la cabina del pincha para indicarle lo mierdero que nos parecía, con el ceño fruncido y gesto enfurruñado, antes de marcharnos del local.
Ni siquiera una buena proporción de mujeres maduras (a las que encontraréis en la larguísima cola para el baño) salva este pafeto de la quema.

Gustará a la gente de provincias que visita Madrid por primera vez.

Así lo quiero ver yo siempre, vacío

Aviso a anónimos

Se hace saber que el formspring de Pegamin se encuentra en http://www.formspring.me/pegamin. Aquellos que quieran preguntar algo pueden hacerlo en esa dirección o en la pequeña aplicación que se encuentra a la derecha de este bendito desmadre.

lunes, 12 de julio de 2010

Comunicado Pegamin


Antes que nada, permitame recordarle: Es Vd. extraordinario. Probablemente ahora este henchido de alegria, o quizas hundido por no poder expresarla, ya que su sistema de creencias territoriales esta representado por otros colores diferentes a los coyunturalmente dominantes. No importa, Vd. es extraordinario.

Se lo digo desde el pegamin y debe recordarlo siempre. Vd. tiene el poder de representar todo el Universo en su cabeza. De hecho, Vd. es El Universo, Todo esta encerrado en su sistema nervioso. (Pruebe a volarse los sesos y comprobara la verdad de la anterior afirmacion)


Toda esa gente tocando el balon no eran mas para Vd. que lo que Vd. quiere que sean. Mil millones de voces coreando no pueden cambiarlo, porque mil millones de voces coreando solo son lo que Vd. quiere que sean, y Vd. puede que quiera que no sean nada. Pero esto no es lo importante. Piense Vd. en la sensacion de euforia que le invade. Por un hecho ilusorio.

Mientras, y a pesar de todo lo que ha pasado, Vd. sigue en su realidad cotidiana. Sin darse cuenta de que Vd. es extraordinario y de que no es necesario que crea que 23 hombres levantando un pedazo de metal lo son por Vd.

Minutos musicales

domingo, 11 de julio de 2010